Una pica en Hannover

Vota este articulo
(1 vote)
CeBit CeBit

Publicado en Computing, febrero 2013

En la España de Felipe IV poner una pica en Flandes, es decir, transportar las milicias al frente de guerra de los Países Bajos era realmente costoso. De hecho, la propia expresión ha pasado al acervo popular como sinónimo de empresa ardua y complicada, cuya consecución final es motivo de alegría. A unos 450 kilómetros de Rocroi, donde tuvo lugar la batalla del mismo nombre, y que supuso el principio del fin del declive de los tercios españoles, se encuentra Hannover, la ciudad que acoge CeBIT, el campo actual de batalla de las compañías tecnológicas. Y como sucedía en el siglo XVII, poner una pica en Hannover no es precisamente algo accesible para las empresas españolas. De hecho, la participación nacional en la feria TIC europea por excelencia, viene cayendo severamente desde 2010, cuando España fue el país invitado y contó con un pabellón institucional, la presencia de 11 Comunidades Autónomas y 86 empresas. Por entonces, el Instituto de Comercio Exterior era el gran abanderado de la representación nacional, y encargado de dispensar las subvenciones a las compañías. Efectivamente, los tiempos gloriosos se han evaporado y todos los elementos juegan en contra. Ya no hay subvenciones. Ni la propia Setsi de Industria ni la asociación Secartys, que fomenta la salida de las empresas del sector al exterior, han movido ficha. En esta tesitura, es natural que nuestra presencia en CeBIT sea cada vez más exigua, como asegura Margarita Mahringer, portavoz de Deustsche Messe en España: “si no hay subvenciones,las empresas no se animan a participar en la feria”.

Como consecuencia de todo ello, la legación española estará conformada por 18 empresas (nueve expositores y otros nueve co-expositores) que ocuparán 220 metros cuadrados en el área CeBIT PRO. En esta lista no aparecen las grandes compañías nacionales, se encuentran fundamentalmente empresas medianas y startups innovadoras, con productos exportables. Estas aguerridas empresas han entendido que la internacionalización es la gran oportunidad para su negocio y no dudan en costearse su presencia en la feria alemana pues constituye un modo eficaz para su expansión internacional.

Este es el caso de Iberselex, que lleva 28 años dedicada a máquinas, equipos y desarrollos que tienen que ver con la moneda y el billete. Como explica a Computing Sergio Pons, director general de esta firma catalana, “CeBIT es para nosotros la feria más importante del sector Banking & Finances. Aquí podemos encontrar posibles distribuidores de cualquier país del mundo”. Pons destaca su “carácter profesional ya que no va encaminada a cliente final” y por eso llevan acudiendo puntualmente a la cita desde 1985. La expansión internacional de Iberselex se ha visto propiciada por su presencia en CeBIT, de forma que en la actualidad el 45% de sus ingresos (dos millones de euros) proviene del mercado externo. Por esa razón, Sergio Pons da por bien empleados los 10.000 euros que tiene que desembolsar su compañía en concepto de viajes, stand, decoración... “recibimos unos 150 visitantes interesados y es nuestro punto de encuentro con nuestros distribuidores”.Hannoverdas empresas han entendido que la internacionalización es la gran oportunidad para su negocio y no dudan en costearse su presencia en la feria alemana pues constituye un modo eficaz para su expansión internacional.

Green Software Factory es otra empresa que apuesta por la feria alemana. Esta factoría de software orientada al desarrollo de tecnologías Green IT, cuenta con una suite de productos encaminados a optimizar los costes globales de impresión de las organizaciones. La firma estará inscrita en el área Planet Reseller con el objetivo “de ampliar nuestra red de partners. CeBIT nos permite contactar con empresas que buscan productos de nuestras características”, explica Marcos Brea, director comercial. Para Green Software Factory poner su pica en Hannover forma parte de su estrategia internacional. El coste de su presencia (unas seis personas) oscila entre los 15.000 y 20.000 euros, y se considera una inversión rentable con “un ROI estimado de nueve meses”.La red social corporativa Zyncro es el primer año que acude ya que “CeBIT es el escaparate perfecto para productos como el nuestro que está en proceso de internacionalización”, comenta a Computing Patricia Fernández, VP de Marketing. Zyncro espera encontrar allí un impulso para su penetración en el mercado europeo industrial.

Informacion adicional

  • Fuente:
  • Fecha:
Ultima modificacion el Lunes, 11 de Marzo de 2013 22:40

Añadir comentario